domingo 12 de julio de 2020 - Edición Nº2573

Política | 26 jun 2020

Quinta de Olivos

Kicillof: "Con la Ciudad llegamos a un diagnóstico y medidas idénticas"

"Sabemos que el esfuerzo que pedimos es agotador", indicó el gobernador bonaerense durante el anuncio de una nueva etapa del aislamiento social, junto al presidente Alberto Fernández y el jefe del Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta.


El gobernador bonaerense, Axel Kicillof, aseguró que su administración y el de la Ciudad de Buenos Aires llegaron a un "diagnóstico y medidas idénticas, porque el Amba es una zona única, y la enfermedad va y viene y hay que pararla".

Kicillof expresó estos conceptos, al anunciar desde la residencia de Olivos, junto al presidente Alberto Fernández y el jefe del Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta , una nueva etapa del aislamiento social, preventivo y obligatorio, a través de un mensaje grabado.

El gobernador aseguró que el esfuerzo que se pide a la gente "es agotador y sabemos de la angustia, el cansancio y la bronca", pero advirtió que el incremento de las medidas del aislamiento social servirá para "evitar algo peor que son las pérdidas irreparables", en relación a los muertos por el coronavirus.

Sobre las medidas tomadas hasta ahora, el mandatario provincial expresó que "sirvió primero, para evitar contagios y evitar muertes, no es un eufemismo, no es una exageración. Hoy en Argentina hay 50 mil contagios aproximadamente y mil fallecidos. Si hubiéramos tenido los mismos números que Brasil, o que Chile, aunque las comparaciones sean odiosas, lo que hay que decir es que tendríamos entre 250 mil y 600 mil contagios y tendríamos en Argentina más de 10 mil muertos. Sirvió y mucho".

"Sirvió también para ampliar nuestra capacidad de atención. En la provincia de Buenos Aires antes de la pandemia el sistema público tenía 883 camas de terapia intensiva, las tendríamos casi agotadas, agregamos, entre lo que hizo el sistema público provincial y nacional en la Provincia cerca de 1000 camas, más que duplicamos la cantidad de camas de atención de terapia intensiva. Si no hubiéramos tomado todos los recaudos que tomamos hoy, tendríamos una tragedia", añadió.

"En segundo lugar, sirvió para conseguir los equipos de protección para el personal de seguridad, para los trabajadores y trabajadoras de la salud. Sirvió y quiero decir los números porque son impresionantes, y los esfuerzos que hubo que hacer, cosas nuevas, cosas que no se hicieron nunca antes. Estoy hablando de 28 aviones que vinieron de Shangai, y ahora están llegando el 29 uno y el 14 dos más barcos, con equipamiento. Son hasta hoy 5,4 millones de barbijos. Hablamos de una provincia que tiene 77 hospitales provinciales, 222 hospitales municipales, centros de salud, es la provincia más grande de Argentina si no contamos la Antártida y es la provincia que tiene más población", sostuvo Kicillof.

" Eso lo pudimos hacer por la decisión que tomamos, por dura que fuera. De la misma manera, abrimos 18 centros para el testeo en toda la Provincia de
Buenos Aires que nos permite hacer hoy 3000 test, y eso no existía. Capacitamos a los trabajadores y a las trabajadoras, pero no solo eso, aprendimos nosotros, cada uno de nosotros, a usar el tapabocas, a lavarnos las manos, a toser en el codo, a mantener las distancias, son muchísimas cosas que evitaron que estuviéramos hoy en una situación catastrófica", dijo

Por otra parte, Kicillof destacó que ."también pudimos desarrollar tests nacionales. El tratamiento de plasma, lo quiero decir para que se entienda, está en fase experimental, pero se está probando en la provincia de Buenos Aires y en la Argentina. Así que son muchísimas cosas. Logramos salvar vidas. Pero hoy estamos en una situación, como bien lo ha dicho Alberto, como lo mostró Horacio, en una situación distinta, están creciendo los casos como ocurrió en muchísimas partes del mundo, pero mucho después".

"Así que también en la provincia de Buenos Aires tenemos un sistema de fases que está funcionando muy bien que hace que en 70 municipios estemos en fase 5, prácticamente todo autorizado, con una barrera sanitaria para que la enfermedad no llegue. Pero en el Gran Buenos Aires, más precisamente la parte del AMBA, que no es la Ciudad y que no son cinco municipios están en ese lugar casi rural, que los vamos a detallar. En lo que es el AMBA la enfermedad está en un estado de circulación y difusión exponencial", amplió.

Con respecto a la videollamada que mantuvo con los directores de hospitales bonaerenses, afirmó que "me contaban, tal como lo decimos, tal como lo sabemos, esto afecta a gente que tiene enfermedades precedentes, adultos mayores, pero me contaban los directores que no solo a ellos, también a niños, adolescentes, adultos no mayores. Es una enfermedad muy dura y muy difícil, para la que no hay tratamiento, para la que no hay cura, para la que no hay vacuna. Así que de la misma manera que esto lo hemos visto avanzar ahora tenemos que hacer retroceder".

"En la PBA en términos de industria, ya lo dijo Alberto, cuáles son los sectores industriales que van a seguir funcionando, pero tenemos que decir todos con
transporte propio, todos aun los esenciales con protocolos aprobados. Como esta es la única medida que hay, por más que vamos a estar controlando más, por más que cambiamos las reglas que hay que cumplir, depende de cada uno de nosotros. Depende de cada uno de nosotros. Es ahí donde está la clave. Hoy no hay
forma de evitar la crisis económica, lo mostraba el Presidente, está en todo el planeta, la produjo el coronavirus. Lo que sí podemos hacer es evitar los contagios y evitar las muertes. Lo que sí podemos hacer es salvar miles y miles de vida", planteó.

Escuche por ahí que alguien quería ver más muertos, para estar tranquilo y que estamos tomando las medidas correctas. Yo miro al revés, cuantas vidas salvamos. Para saber que vamos en la dirección correcta y que como paso en todos los lugares del mundo cuando aumentan los contagios hay que volver para atrás. No es una derrota, es un éxito, porque es que lo que hicimos nos dio el tiempo para que esto llegue cuando estamos mucho más preparados"., dijo.

Por último aseveró que "le quiero agradecer absolutamente a todos por la paciencia, por la responsabilidad y por la solidaridad que ha mostrado el pueblo de la provincia de Buenos Aires, como lo ha hecho todo el país, pero quiero también agradecer a los 135 intendentes, oficialistas y opositores, porque han puesto el cuerpo y el alma en toda la Provincia de Buenos Aires, han puesto la cara y han acompañado las medidas que ha tomado el Gobierno provincial y las que ha tomado el Gobierno nacional".
 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
NOTICIAS RELACIONADAS